30 may. 2014

Shavon Carrillo



Una mujer de Las Vegas identificada como Shavon Carrillo, de 31 años, le disparó a su hijo de 11 años antes de dormir, no sin antes decirle “te amo”, de acuerdo a una publicación de Univisón.

La desalmada mujer accionó el gatillo de su arma, un rifle de calibre 22, y le dio en la cabeza al pequeño, dejándolo gravemente herido.

El ruido del balazo llegó hasta los oídos de su cuñado quien acudió al lugar de la tragedia y forcejeó con la mujer para quitarle el arma.

El hombre reportó de inmediato el lamentable suceso a las autoridades.
El equipo de emergencias trasladó al menor herido al Centro Médico Universitario de Las Vegas, y de acuerdo al reporte de los médicos, se teme que la pequeña víctima no sobrevivirá.

Según la fuente, la madre quería deshacerse de todos sus hijos para después suicidarse. Aparte del niño, la mujer tiene dos hijas más, de 2 y 9 años, quienes estaban durmiendo en la misma habitación.

Shavon quedó arrestada y ahora enfrenta acusaciones de tentativa de homicidio con un arma mortal en contra de un menor.

Este caso se suma a otros que han tenido finales fatales al perder la vida pequeñas víctimas, como el caso de hace unos días en el que una madre de California mató a tus tres pequeñas hijas con un cuchillo.


Carol Coronado, de 30 años, quedó detenida por el triple crimen.